Beka Finance acaba de dirigir la colocación exitosa de una emisión de bonos para la Región de Azores (Portugal) por importe de EUR 285 millones.

Como muchos de ustedes sabrán, Beka Finance acaba de dirigir la colocación exitosa de una emisión de bonos para la Región de Azores (Portugal) por importe de EUR 285 millones; y en este contexto, hemos querido hacer un breve comentario en relación con la situación financiera del sector público español.

A.- ENTENDIMIENTO DE LA SITUACIÓN

Ya dijo Cicerón: «Salus populi, suprema lex esto» (la salvación del pueblo es la ley suprema). Por lo tanto, desde hace siglos es sabido que ante situaciones tan excepcionales como la que nos ha tocado vivir, deben tomarse medidas absolutamente extraordinarias. 

Los gobiernos de todo el mundo han respondido a la pandemia lanzando ingentes medidas de estímulo. En este sentido, la magnitud de la respuesta del gobierno español ha estado en línea con la de otras economías avanzadas: su paquete de medidas anunciado equivale a alrededor del 16 por ciento del PIB (frente al 15 por ciento en Francia y Portugal, el 21 por ciento en Alemania y 22 por ciento en Italia).

Sin embargo, el estímulo se ha proporcionado en un contexto en el que el sector público español, como consecuencia de su mayor endeudamiento, tiene menor margen de maniobra que otros países europeos. Así, la relación existente entre el endeudamiento de nuestras Administraciones Públicas y el Producto Interior Bruto se ha disparado en más de un 50% en la última década, superando el endeudamiento soberano medio de la Eurozona en casi un 20%. Ello ha provocado una amplia preocupación sobre la sostenibilidad de esta situación en el futuro. 

A título meramente ilustrativo, creo que merece la pena apuntar tres características en relación con el endeudamiento de nuestras Administraciones Públicas:

1.      El importe ronda los 1,3 billones de euros. Esta cifra no incluye los compromisos por pensiones ni la deuda del sector público empresarial.

Si hiciésemos una torre con billetes de 500 euros hasta completar este importe, su altura alcanzaría los 300 km. (aproximadamente la distancia entre Madrid y Córdoba).

2.      El coste por intereses al año de este endeudamiento supone 25.000 millones de euros, o lo que es lo mismo, 70 millones de euros al día.

3.      El endeudamiento público per cápita ronda los 29.000 euros.

B.- FACTORES QUE NOS HACEN SER MÁS OPTIMISTAS

Pero no todo son malas noticias en el contexto en el que nos encontramos: 

1.- ENDEUDAMIENTO TOTAL MENOR QUE EN LA ANTERIOR CRISIS 

La capacidad de un país para capear la pandemia depende en gran medida dela situación financiera de su sector público, empresas y hogares. En este sentido, tanto las empresas como los hogares españoles redujeron sus niveles de endeudamiento en comparación con el inicio de la anterior crisis (2007).

 

2.- CAPACIDAD DE ATENDER LAS NECESIDADES DE FINANCIACIÓN 

A 17 de septiembre de 2020, de los 297.000 millones de euros que el Estado debe obtener durante el ejercicio 2020 y que deben permitirnos reactivar nuestra economía, ya se han conseguido más de EUR 240.000. En este sentido, debemos destacar el éxito de las políticas monetarias expansivas del BCE. 

3.- CONTENCIÓN DEL GASTO POR INTERESES 

El coste medio de la deuda del Estado se ha reducido en más de 250 p.b. en comparación con el existente al comienzo de la anterior crisis y el coste delas nuevas operaciones se sitúa por debajo de los 25 p.b., lo que permitirá seguir reduciendo nuestro coste medio de financiación. 

La reducción del coste de la deuda durante los últimos años ha permitido que, a pesar del incremento notable del volumen de endeudamiento contraído, el porcentaje de gastos financieros sobre Producto Interior Bruto se haya mantenido estable en el entorno del 2%. Este importe es muy semejante al existente al comienzo de la crisis anterior y muy inferior al 3,5% del ejercicio 2014. 

4.- RATING Y PRIMA DE RIESGO 

Las Agencias de rating han mantenido el rating del Reino de España con outlook estable (DBRS: A / S&P: A / Fitch: A- / Moody’s: Baa1). 

La prima riesgo vs. Bund a 10 años se sitúa en el entorno de los 75 p.b.vs. los 550 p.b. que llegó a superar en 2012.

 

C.- RETOS QUE SE PLANTEAN 

Sin embargo, no podemos olvidar que España es uno de los países en los que,de acuerdo con las previsiones del FMI, más caerá el Producto Interior Bruto: 

En este contexto, la selección de las medidas adecuadas se vuelve tan importante como el volumen de la respuesta en sí.  El Estado debe evitar: (i) la intervención excesiva,que generalmente conduce a una mala asignación de capital y una tendencia a terminar "eligiendo perdedores"; y (ii) endurecer la política fiscal,ya que perjudica la generación de capital en el momento que más se necesita. Evitarla retirada prematura del apoyo fiscal puede ser tan importante como una gestión fiscal prudente a largo plazo.

En los próximos meses nuestro Gobierno decidirá cómo invertir las ayudas públicas directas en las empresas de nuestro país. Para nuestro futuro, es crucial que los esfuerzos se centren en "elegir ganadores". Ganadores capaces de generar crecimiento, crear empleo y obtener beneficios a largo plazo. Apostar por sectores no rentables implicaría limitar nuestra capacidad de crecimiento,innovación y adaptación a la nueva realidad económica.

La selección de empresas y proyectos en los que se invertirán buena parte de las decenas de miles de millones de euros que recibiremos de la Unión Europea se convierte en tarea clave. Y por ello, el Estado debería contar con los profesionales más cualificados que le asesoren en la selección de las mejores inversiones. Nos jugamos mucho.

 

Vicente Rodríguez - socio y director de Financiación Estructurada de Beka Finance.

Leer artículo completo
No items found.